jueves, 28 de agosto de 2014

Pulseras rojas 2x12

No es triste morir, lo triste es no vivir intensamente.

domingo, 3 de agosto de 2014

War horse

Me puedes pedir que te odie más, pero no que te quiera menos

War horse



Hace falta mucho valor para negarse a estar orgulloso.

Salvar al soldado Ryan

Yo lo único que sé es que cada vez que mato me siento más lejos de casa.

Salvar al soldado Ryan, Corporal Upham

Si Dios está con nosotros... ¿Quién está con ellos?

Los miserables

Hay ilusiones emocionantes que son, quizá, realidades sublimes.

Los miserables, pag 239

Ver mil objetos, por primera y ultima vez, ¿qué hay más melancólico y más profundo? Viajar es nacer y morir a cada instante. Quizás, en la región más vaga de su espíritu, comparaba aquellos horizontes variables con la existencia del hombre. Todas las cosas de la vida huyen perpetuamente delante de nosotros; se mezclan la claridad y las sombras: después de una viva luz, viene un eclipse; el hombre mira, corre, tiende las manos para coger lo que pasa; cada incidente es un recodo del camino; y, de repente, llega la vejez. Se siente como una sacudida, todo es negro; se distingue una puerta oscura, el sombrío caballo de la vida que nos arrastra se detiene súbitamente, y se ve a un ser, velado y desconocido, que lo desengancha en las tinieblas.

Los miserables, pag 218

Querer prohibir a la imaginación que vuelva a una idea, es lo mismo que querer prohibir al mar que vuela a la playa. Para el marinero este fenómeno se llama marea; para el culpable, se llama remordimiento. Dios agita las almas lo mismo que el océano(...)

Es cierto que el hombre se habla a sí mismo; no hay ningún ser pensante que no lo haya experimentado. Puede decirse, incluso, que el verbo no alcanza a ser tan magnífico misterio más que cuando, en el interior del hombre, va del pensamiento a la conciencia y vuelve de la conciencia al pensamiento. Únicamente en este sentido es preciso entender las palabras empleadas a menudo en este capítulo, "dijo", "exclamó". Se dice, se habla, se exclama en la interioridad, sin que sea roto el silencio exterior. Hay un gran tumulto; todo habla en nosotros, excepto la boca. Las realidades del alma, no por no ser visibles ni palpables, son menos realidades.

Los miserables, pag 184

La santa ley de Jesucristo gobierna nuestra civilización, pero no la penetra todavía. Se dice que la esclavitud ha desaparecido de la civilización europea. Es un error. Existe aún; pero no pesa más que sobre la mujer, y se llama prostitución.